GobOax Head
GobOax Head

¿Es bueno hacer pesas todos los días? ¡Ten cuidado!

¿Es bueno hacer pesas todos los días? ¡Ten cuidado!

El entrenamiento de fuerza es uno de nuestros favoritos, nos ayuda a bajar de peso rápido, fortalece nuestros huesos… pero todo en exceso es peligroso.

Cuando se trata de sacar el máximo provecho en cada entrenamiento, no hay nada mejor que el entrenamiento de fuerza, o sea con pesas. Además de quemar muchas calorías, levantar pesas te ayuda a la construcción de músculos, fortalece los huesos, aumenta el metabolismo y ayuda a consumir más grasa corporal, incluso más que las sesiones de cardio.

Y aunque el entrenamiento con pesas es ideal para mujeres y hombres, es importante tener en cuenta que levantar peso no es una tarea para todos los días. Como ya hemos explicado los músculos se construyen en el gimnasio, se alimentan con una buena dieta y se recuperan de los entrenamientos durmiendo de forma adecuada. Así que si lo que buscas es maximizar tus ganancias musculares es fundamental que además de dormir bien, descanses.

Y ¿por qué decimos que si trabajas con pesas todos los días podrías estar perjudicando tu cuerpo? Pues porque cuando trabajas con pesas ocasionas micro desgarres musculares que necesitan tiempo para recuperarse. Si lo que quieres es que tus músculos crezcan y se fortalezcan debes propiciar que estos desgarros se reparen.

Cuando entrenas con pesas tus músculos quedan agotados y necesitados de tiempo para reparar los micro desgarros generados voluntariamente -es así como se generan las capas musculares que permiten su crecimiento-. Por esos muchos entrenadores personales y gurús del ejercicio concuerdan en que tampoco es bueno entrenar con pesas todos los días aunque sean diferentes músculos los que trabajas. «Si lo haces, podrías estar incurriendo en sobre entrenamiento, a menos que sea en el área abdominal, ya que es un área muy difícil de sobreentrenar», asegura la entrenadora e influencer Sascha fitness.

Como regla general, muchos entrenadores personales sugieren entrenar con pesas cuatro o cinco días a la semana. Y en cada uno de esos días deberías trabajar tus grupos musculares principales, realizando ejercicios como sentadillas, press de banca, junto con otros donde intervienen los hombros, piernas y espalda. Eso sí, los abdominales deberían estar incluidos un día sí y uno no en tu rutina semanal, sea cual sea el grupo muscular que toque ese día. Estos son los que más cuestan desarrollar.

Si entrenas adecuadamente (y sigues tu plan de alimentación sin trampas) tener un cuerpo saludable es solo cosa de tiempo.

Recuerda que estos días de recuperación activa (realizando ejercicio) te ayudarán a mejorar por cada kilo de hierro levantado. No solo conseguirás que la sangre fluya, sino que puedas proporcionar más oxígeno y nutrientes a los músculos doloridos y desgarrados y acelerar así el tiempo de recuperación.

por MUJERHOY .

Guia 2

Related posts