GobOax Head

Familia costeña recibe la primera vivienda prefabricada en Santiago Tapextla

Santiago Tapextla, Oax., 13 de abril de 2011.- “Doña Rosa, venimos a ver su casa”, dice su vecino Clemente, quien acompañado por autoridades municipales y funcionarios estatales penetra en la primera vivienda construida con material prefabricado, que ocupa ahora la familia de la señora .

Es la casa muestra que el Gobierno del Estado presentó como parte del Programa de Construcción de Viviendas dañadas por el sismo del 20 de marzo pasado, y que se construyó posterior a la visita del Presidente Felipe Calderón realizada en Mártires de Tacubaya, el pasado 3 de abril.

“Ahora sí no fueron palabras. Vemos que el gobierno sí cumple, hoy estamos viendo la primera vivienda”, señala emocionada doña Rosa, porque muchos de sus vecinos y presidentes de municipios cercanos que también sufrieron afectaciones han venido a ver este prototipo.

Con esta acción, los vecinos confirman que ha iniciado la etapa de recuperación de los daños sufridos por el temblor, luego de superar la emergencia, por lo que confían en que pronto, las 2 mil 607 casas con daño total serán sustituidas por este tipo de viviendas.

Más de 20 días después del movimiento telúrico, en los 27 municipios declarados por la Secretaría de Gobernación, en una primera etapa como desastre natural, se ha superado la etapa de emergencia y se han iniciado los trabajos de reconstrucción.

En una segunda etapa, la SEGOB emitió la declaratoria para otros 48 municipios afectados por el sismo del 20 de marzo y sus réplicas, donde brigadistas de la Secretaría de Desarrollo Social federal y su similar en Oaxaca, realizarán el levantamiento de censo de las viviendas afectadas.

Doña Rosa Micaela Bacho, de aproximadamente 60 años, quien vive con su esposo Pedro Olivera, igual de 60 años, y su nieta Estela, es una de las afectadas. Ella tenía una casa grande, de tres cuartos y su cocina. Hoy solo quedan los restos de su cocina, donde sigue elaborando sus alimentos.

Aunque no ha recuperado los tres cuartos, pero cuenta ahora con un techo firme, donde se protegerá de las inclemencias del tiempo, pues han ya han caído las primeras lluvias y se han mojado sus pertenencias.

Con esta vivienda, construida en cinco días, tiene un espacio digno, un espacio que tiene una garantía de más de 25 años, que soporta los movimientos telúricos y los vientos.

Mientras su nieta le acaricia el cabello, cuenta que la costa es una región sísmica, regularmente se presentaban movimientos telúricos, pero no recuerda uno muy fuerte como el que se registró el 20 de marzo, que acabó con su patrimonio.

Parada a un lado de la cama colocada en el corredor, parte frontal de la vivienda, agradece este apoyo inmediato, porque sin la ayuda del gobierno, no hubiera hecho de inmediato su casa.

Además padece de una enfermedad cardiaca, por lo que tiene que ir a Acapulco Guerrero, para su revisión y tratamiento, por lo que no tiene los recursos suficientes para construir nuevamente su patrimonio.

Por eso, agradece esta inmediatez y calidad de las viviendas, pues muchos de sus paisanos también se encuentran en la misma condición.

Cabe mencionar que en los 27 municipios fueron afectadas más de 16 mil viviendas afectadas, de ellas 2,607 mil sufrieron daño total, ahí se construirán estas casas.

De acuerdo con el director de la Comisión Estatal de la Vivienda, Jorge Carbonell Caballero, la construcción de esta vivienda responde a una necesidad, y a un estilo arquitectónico de la región de la Costa. Adelanta que en unas tres semanas se iniciará la construcción en los 27 municipios.

Esta vivienda tiene una estancia frontal, un corredor, donde se pueden colocar hasta cuatro hamacas, asimismo es un espacio de convivencia. Además se puede ampliar la construcción.

Carbonell Caballero aclara que para agilizar la construcción de las viviendas, las viviendas censadas con daño total tendrán que ser demolidas totalmente para construir esta casa con material prefabricado.

Precisa que no es necesario construir la vivienda en el mismo lugar donde se registró el daño, pero sí tiene que ser demolida.

Los muros son de PVC con relleno de concreto premezclado y perlas de poliestireno, que permite que la vivienda sea térmica y disminuya entre un 36 y 42 por ciento mínimo respecto a la temperatura exterior.

Related posts