GobOax Head

Mitos sobre el universo

Mitos sobre el universo

El universo es un lugar vasto y misterioso que abarca todo lo que hemos conocido, observado o con lo que podríamos tener la posibilidad de entrar en contacto en el futuro. Durante milenios, los seres humanos que miraban al cielo, nuestra ventana al cosmos de más allá de nuestro mundo, se asombraron y fascinaron por lo desconocido.

Afortunadamente, y gracias a todos los avances científicos realizados por las civilizaciones en todo el mundo con el paso del tiempo, ahora sabemos -entre otras cosas- que los puntos de luz en el cielo son estrellas, que se encuentran agrupadas en galaxias y que se agrupan a escalas más grandes, en un universo que comenzó con nuestro Big Bang hace 13.700 millones de años. Sin embargo, saber esto no significa que lo sepamos todo sobre nuestro cosmos. De hecho, muchas personas han compartido y comparten algunos conceptos erróneos, muchos de ellos totalmente falsos.

Es posible que algunos de nosotros hayamos creído estas afirmaciones en algún momento de nuestras vidas (nadie es perfecto), pero es hora de poner fin a estos mitos, a estas imprecisiones y conceptos equivocados o inexactos.

Y es que, a pesar de que podamos pensar que en la era de internet, el momento de la historia en el que más información podemos conseguir, que no podríamos leer ni en varias décadas, estas ideas o mitos se habrían disuelto, los obstinados mitos del pasado parecen seguir patentes con nuevas e insólitas teorías.

¿Quién piensa aún que la Gran Muralla de China es visible desde el espacio?
(el origen del mito, su referencia más antigua, se remonta a 1754, pero aún existen personas que creen en esta posibilidad, puesto que también en los libros de texto de muchas escuelas alrededor del mundo era habitual normal encontrar este tipo de afirmaciones).

Hay mucho por explorar, así que repasaremos algunos de los mitos más importantes sobre el universo. Entre ellos, hablaremos de si el Sol es realmente amarillo, si el Sahara es el desierto más grande de la Tierra o si la astrología puede realmente predecir tu personalidad o el futuro (ejem, ejem).

Mito: El Sol es amarillo
Ciertamente el sol de la tarde se ve amarillo, ¿verdad? pero la luz que emite es técnicamente blanca. La atmósfera de la Tierra hace que nuestra estrella parezca amarilla. Los gases doblan la luz en un efecto llamado dispersión de Rayleigh, que es exactamente el mismo fenómeno que hace que el cielo parezca azul y que las puestas de sol resplandezcan en naranjas, rojos y violáceos brillantes. El hecho de que los astrónomos clasifiquen al Sol como una estrella de tipo G de secuencia principal amarilla, o “enana amarilla”, no tiene nada que ver con el color.

Mito: El vacío del espacio es siempre frío
Si estás en la oscuridad total en el punto más frío del universo conocido, el vacío del espacio puede bajar a -234 ºC. Sin embargo, cerca de la Tierra y gracias a la luz del Sol, las temperaturas pueden oscilar a un punto de ebullición de 121 ºC. Es por eso que los astronautas usan trajes espaciales blancos reflectantes.

Mito: El Sahara es el desierto más grande de la Tierra
No todos los desiertos están llenos de arena y tienen altas temperaturas. Solo necesitan ser secos e inhóspitos. Así las cosas, la Antártida se ajusta a estos términos, ya que recibe apenas100 mm. -con un equivalente de agua de apenas 30 mm- de precipitación anual y tiene pocos animales terrestres.

Así las cosas y aunque parezca difícil concebir que el desierto más grande del mundo sea la Antártida, en comparación con el Sahara que tiene 9.065.253 km² , la Antártida es un desierto mucho más grande con sus 13.829.430 km².

Fuente: Muy Interesante

footer

Related posts