GobOax Head

Peligrosa garrapata que se reproduce sola invade Estados Unidos

Peligrosa garrapata que se reproduce sola invade Estados Unidos

Cuando oficiales del Centro de Control de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos encontraron garrapatas asiáticas de cuernos largos, había tantas en el pasto que subieron rápidamente por sus pantalones en unos cuantos minutos. Una oveja hembra vivía con miles de inquilinos en el corral que los inspectores iban a examinar.

Este tipo de garrapatas no era conocido en Estados Unidos, mucho menos para una oveja solitaria que nunca había viajado fuera del país desde su corral en Nueva Jersey. Ni siquiera había dejado la propiedad en años. Sin embargo, ahí había multitudes de un insecto que, se supone, no debía existir en el continente americano.

Después de que el dueño de la oveja envió muestras de los insectos al CDC en agosto de 2017, la agencia investigó y halló lo inimaginable: las garrapatas Haemaphysalis longicornis son el tipo de insectos prohibidos que los agentes fronterizos y de aduanas de Estados Unidos deben capturar, y así lo han hecho en quince ocasiones.

La población de la garrapata ya se extendió por al menos ocho entidades estadounidenses: Nueva Jersey, Virginia, Virginia Occidental, Nueva York, Carolina del Norte, Pennsylvania, Connecticut y Maryland. Es la primer garrapata invasiva que entra a los Estados Unidos en más de 80 años.

Las garrapatas aún no han ocasionado epidemias o enfermedades de las que se tenga registro, pero el CDC está tratando de contener la expansión del insecto lo más posible.

En Asia, las garrapatas de cuernos largos pueden ser vehículo y transmitir toda clase de parásitos y bacterias infecciosas, incluyendo al Anaplasma, Babesia, Borrelia, Ehrlichia y Rickettsia. Todas ellas existen también el continente americano, lo que aumenta la posibilidad de que los insectos puedan propagar estas enfermedades al ganado y humanos.

En Nueva Zelanda y Australia, vacas infestadas de garrapatas asiáticas producen 25 por ciento menos leche. Algunos animales son invadidos tan rápidamente por el insecto que mueren de exanguinación: desangradas por la rápida acción de consumo de la plaga.

La garrapata ya ha estado lo suficiente en suelo estadounidense como para tener múltiples ciclos de reproducción. De acuerdo con el CDC, registros de la garrapata en territorio estadounidense existen desde 2010, cuando un insecto extraído de un venado en Virginia Occidental resultó ser un H. longicornis.

La garrapata asiática puede generar de 1 a 2 mil crías a la vez y no requiere de ningún tipo de compañero o esperma para hacerlo, pues son capaces de reproducirse por partenogénesis – producir huevos con copias genéticas sin ningún tipo de fertilización.

Recomendaciones para combatir a la garrapata de cuernos largos
Si se reside en un área cercana a los estados afectados, siempre es recomendable utilizar repelente de insectos y pantalones largos para prevenir que se adhieran a las piernas al caminar.

Si una de las garrapatas logra adherirse al tejido humano, debe removerse lo más rápido posible para reducir el riesgo de contraer alguna enfermedad.

En caso de tener mascotas, se debe revisar su pelaje en busca de insectos de de forma constante. Debe aplicarse medicina anti-pulgas y anti-garrapatas una vez al mes.

En caso de encontrar una garrapata, es recomendable capturarla y guardarla en un frasco o bolsa de plástico resellable con alcohol etílico. Los departamentos de salud suelen muestras de este tipo de insectos para rastrear su propagación.

Con información de Popular Science (Sara Chodosh)

Related posts